martes, 16 de agosto de 2016

Calendar Girl 1, Audrey Carlan

Comprar aquí


Calendar Girl 1, Audrey Carlan

Editorial: Planeta / 21 junio 2016 ISBN: 9788408157410 Papel: 17,90 € Páginas: 432
Editorial: Planeta / 21 junio 2016 ISBN: 9788408158189 Ebook: 9,99 € Páginas: 432 
Género: Erótico
Serie:  1º Calendar Girl


Mia necesita dinero. Mucho dinero. Para ser exactos un millón de dólares. Y además tiene poco tiempo. La vida de su padre está en juego y ella solo tiene un año para saldar sus deudas. Para ello deberá aceptar un encargo que nunca antes habría imaginado…. Durante todo un año Mia acompañará a lo largo de un mes a un hombre distinto y así conocerá el lujo, diferentes estilos de vida, viajará por muchas ciudades, vivirá experiencias sexuales increíbles... Y hasta puede que conozca al hombre de su vida.

Doce meses. Muchas vidas. Un solo amor. 








Con “Calendar girl” hay que tener en cuenta ciertas cosas para poder disfrutar esta novela. Lo principal y más importante es que la función de este libro es entretener, puro entretenimiento y poco más. No hay que buscarle tres pies al gato, ni tener expectativas más allá de su papel de diversión picante. Con esto claro y asimilándolo desde el principio, puedo asegurar que se disfrutará mucho la historia y hasta se devorará.

Partimos de la base de que la trama o sinopsis es poco realista y no demasiado creíble. No tanto la parte en la que una mujer se hace escort para tratar de pagar la deuda que su padre alcohólico y ludópata ha contraído con un matón mafiosillo de Las Vegas (lo cual sería posible y hasta probable), sino con que esa misma mujer tenga la inmensa e increíble suerte de que todos los hombres que la contratan estén buenísimos. Pero buenos de catálogo, de anuncio de modelo. Y encima no sólo tiene esa fortuna, sino que ya para colmo, todos estos hombres son amantes maravillosos…con lo difícil que es encontrar uno decente en la vida (real) y la protagonista de esta novela se los encuentra todos excelentes y geniales y encima, uno detrás de otro.

Como he dicho, hay que saber que este tipo de novela nos vende eso: erotismo y fantasía, nada de realidad y cotidianidad. Teniéndolo presente, e ignorando en cierto modo estas partes poco creíbles de la trama, podemos empezar a leer y disfrutaremos mucho. La novela está muy centrada en los constantes encuentros sexuales, así que si no tienes un momento muy apasionado mejor que leas otra cosa porque será demasiado para ti. Si estás en un momento voluptuoso o sensual, este es tu libro. ¡A por el y que te aproveche!

Se deja entrever, aunque fugazmente, la historia de Mia, una mujer cuya madre la abandonó siendo una niña y con un padre alcohólico y ludópata que apenas se ocupó de la familia tras el abandono. La protagonista tiene que hacerse cargo de la responsabilidad de criar a su hermana y de cuidar de su hogar. Mia se ha pasado la vida siendo adulta, haciéndose la dura pero en realidad está deseando ser amada, y eso la ha llevado a no escoger bien sus parejas. Y quizás esta infancia bastante complicada y las necesidades afectivas que tiene pueda hacernos más comprensible su actitud. Respecto a los protagonistas masculinos, sólo decir que son guapísimos, están muy buenos, son ricos y unos amantes excelentes. Cada uno tiene su historia y su motivo particular, más o menos creíble, para contratar a Mia.

“Calendar girl” es un libro erótico, picante, bastante hot, para cuando necesitas una lectura con un extra de fantasía algo más explicita. La novela te lo proporciona, y en grandes cantidades. En eso no decepciona. Si tienes el chip de novela erótica puesto con este libro ves colmadas tus necesidades. Evidentemente, la novela no es un drama, ni tiene una trama compleja, ni es profunda pero su lectura es sencilla y rápida, cumple con su propósito y lo hace bien. Así que si tienes un momento picantón o quieres ponerle chispa a tu vida, esta es la novela adecuada.

Valoración: 8 

Leelan
Septiembre 2016




Acabo de cerrar el libro y tengo una sonrisa en los labios y estoy deseando ponerme con la segunda parte. Ha habido cosas que no me han gustado, más bien por mi vena romántica que por otro motivo, no puedo entender que habiendo encontrado al posible amor de tu vida, puedas dejarlo atrás e irte con otros hombres. Pero, por lo demás, he disfrutado, y mucho, de la lectura. En primera persona, la protagonista nos relata, de forma muy amena, lo que le sucede durante tres meses.

Mia es una joven que se ha hecho cargo, prácticamente toda su vida, de su padre y hermana pequeña, siempre los ha sacado adelante y ha solucionado sus problemas. Y ahora tiene que solucionar un problema muy gordo. Su padre debe muchísimo dinero a un prestamista que le ha mandado al hospital en coma y que amenaza con matarle, junto con Mia y su hermana, si no recibe todo el dinero. Por todo ello, nuestra protagonista acepta trabajar de escort durante un año para saldar la deuda de su padre. Cada mes hará de chica de compañía para un multimillonario diferente. El problema es que encuentra al hombre perfecto el primer mes.


Como podéis ver, Mia es la protagonista indiscutible del libro. Me ha gustado mucho el personaje, su fuerza, su tenacidad, su valentía, lo único que no me ha gustado es su facilidad de saltar de cama en cama cuando parece haber encontrado el amor. Pero es una mujer que ha pasado mucho y que se pone al mundo por montera y decide disfrutar de todo lo bueno que las circunstancias le han traído.


Los demás, que son muchos, a mi entender, son personajes secundarios. Con mayor o menor importancia, pero secundarios.


Primero de todo hablar de “sus chicos”:


Wes, enero. Necesita una acompañante para mantener alejada a las cazafortunas durante un mes de especial actividad social. Es un hombre guapo, amable, divertido, muy sensual y millonario. Es el hombre perfecto en todos los aspectos. Imposible no enamorarse.


Alec, febrero. Es un artista que, nada más ver la imagen de Mia, decide que va a ser su musa para su próximo proyecto. Lo definiría como un amante de la vida, de aprovechar y vivir el momento. Trabajador nato y un hombre un tanto excéntrico, pero también encantador.


Tony, marzo. Necesita una mujer para que se haga pasar por su prometida ante su familia. Un buen hombre con muchos problemas que tan solo él puede solucionar, aunque Mia intentará darle un empujoncito.


Todos ellos le enseñan algo de si misma y la ayudan a avanzar. Me parece a mi que todo el calendario va a suponer un aprendizaje en muchos sentidos para la protagonista.


También hay que destacar a Ginelle, mejor amiga y gran apoyo de Mia. Maddy su hermana pequeña y de la que lleva cuidando desde los diez años. Blaine, el malo malísimo prestamista responsable, en parte, de la situación de la protagonista. Y la tía Millie, la hermana de su madre que tiene un negocio de chicas de compañía y que encuentra trabajo para ella.


Es un buen libro. Me han gustado los personajes, también la historia, la sensualidad y sexualidad que desprende la novela, sin llegar a ser soez.


He leído en algunos sitios que la historia no es nada creíble, pero pocas de nuestras historias románticas lo son. Es poco probable que suceda, sí, pero no imposible. Creo que parte del romanticismo está en leer sobre bonitas historias en las que pasan cosas poco factibles, como conocer a un famoso, viajar al pasado y tropezar con un guapo higlander…


Lástima que la traducción no es muy buena. Una pena que se utilicen expresiones o palabras muy desacertadas que hacen que la lectura se vea interrumpida en varias ocasiones.


Valoración: 7


Cris/Keke

Julio 2016
 
 

0 comentarios:

Publicar un comentario